Viva la hipocresía

La hipocresía de la Iglesia católica española no tiene parangón, mientras claman gritos al cielo por los métodos anticonceptivos y por las prácticas sexuales de los españoles, ellos invierten dinero en una multinacional farmacéutica que distribuye un método anticonceptivo inyectable. En fin que se podía esperar.

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s